Páginas

lunes, 1 de mayo de 2017

BIM / VDC EN LA FASE DE CONSTRUCCIÓN







Tras el uso de metodologías de trabajo BIM/VDC en el proceso de diseño, se llega a la fase de construcción, el momento en el que toca hacer realizado el proyecto. En la construcción es difícil encontrar equipos con la suficiente experiencia en gestión de la fase constructiva en BIM, eso conlleva a la pérdida de un importante esfuerzo, la pérdida sin valor añadido ó desperdicio de las herramientas que tienen a su alcance como consecuencia del desconocimiento de las mismas. Esto se traduce en pérdida de tiempo, dinero y eficacia.


Si tiramos de la historia reciente del diseño, aquellos que vivimos el paso de dibujo a mano a la tecnología CAD, pudimos observar que los procesos de dibujos en 2D que se usaban para la construcción persistían. Se ganó calidad y en la delineación, pero los procesos eran similares.

En CAD trabajábamos con puntos, líneas, polilíneas, nurbs, splines, representadas en un plano, mientras que BIM no es un programa ni un modelo 3D. Es una base de datos que contiene no sólo los elementos del modelo sino la gran cantidad de información que compone el proyecto. Mientras que los flujos de trabajo los procesos iban desconectados sin sincronización de cambios, los flujos de trabajo BIM permiten un enfoque más dinámico y sincronizado a la gestión de un proyecto.

Las utilidades de visualización y simulación pueden ayudar a asegurar que el proyecto se mantenga dentro de las directrices establecidas por propietarios, arquitectos, ingenieros y en general todos los actores del proyecto. Las tareas de documentación y coordinación se deben realizar con software interoperable y la información se debe compartir. Como en otras disciplinas, la correcta información es fundamental en el tiempo de respuesta.

Si analizamos, el uso de BIM cambia las fases de un proyecto, los roles, los entregables, los tiempos, la comunicación, la cuantificación, la presentación, etc… Es decir, todos los flujos de trabajo han cambiado. 

Cambiar a un programa de diseño 3D no es sólo un cambio de software, el uso de metodologías BIM no debe encajarse dentro de los flujos de trabajo existentes. Una transición exitosa al BIM requiere de planificación y un enfoque completamente diferente para el diseño y la gestión del proyecto. Requiere el desarrollo de nuevos procesos que apoyen la coordinación de todas las partes involucradas.

Otro factor importante que debe tenerse en cuenta en la fase de construcción es el nivel de detallado, aquí se requerirá
  • LOD 400 - El elemento del modelo está representado gráficamente dentro del modelo como un sistema específico, un objeto o un ensamblaje en términos de tamaño, forma, ubicación, cantidad y orientación con detalles, fabricación, montaje e información de instalación. También se puede adjuntar información no gráfica al elemento del modelo.
  • LOD 500 - El Elemento del Modelo es una representación verificada en el campo en términos de tamaño, forma, ubicación, cantidad y orientación. También se puede adjuntar información no gráfica a los elementos del modelo.

Dependiendo de la calidad y coordinación de nuestro modelo, tanto calidad gráfica como de información, dependerá el éxito del proyecto en una buena parte. No olvidemos que estamos en una base de datos y todo está relacionado.

Falta el comentar que el camino no es fácil,  a lo largo de estos años, se nota que cuando aterrizas en un proyecto de construcción, y siempre desde el punto de vista de la gestión en BIM,  existe una sensación de caos, confusión e incluso escepticismo y realmente cuesta enfocar el adecuado uso de BIM / VDC, pero finalmente ,  poco a poco los compañeros van dándose cuenta del recurso que tienen a su alcance y se va implementando su uso, aunque en ocasiones el valor añadido llega en una fase tardía, habiéndose desaprovechado durante un tiempo.  

Esto debe ser  considerado como parte del coste que tiene el cambio de  metodología de trabajo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Tu opinión si que importa